judia mungo soja sacoverde verde saco

Judia-mungo

¿Judía mungo (Soja verde) Qué es?

Nunca es tarde para aprender algo nuevo sobre los alimentos que tenemos alrededor y que nos pueden ayudar a favorecer nuestra salud. Algo tan sencillo como incorporar una nueva legumbre a nuestra dieta habitual. Esa es la principal característica de la judía mungo: un enorme contenido en proteínas, minerales, vitaminas y fibra. Vamos a conocerla mejor.

La judía mungo, conocida como soja verde, curiosamente no es una soja si no una legumbre. Quizás la menos conocida en nuestro país. Un país productor de maravillosas alubias, lentejas y garbanzos.

La procedencia de la judía mungo es de la India, cultivada hace más de 5.000 años, alimento muy extendido y consumido de muy diversas maneras, siendo uno de sus alimentos más preciados, además de las especias. Es utilizada en la India para elaborar uno de sus platos más típicos, el dahl, que combina judías mungo con arroz.

Para reconocerla, la veremos en un tamaño pequeño, de verde oscuro y brillante por fuera y amarillo intenso por dentro. Tienen un matizado sabor dulce, son blandas y se digieren más fácilmente que otras legumbres, lo que las hace muy recomendables para personas con problemas digestivos o para niños. Su capacidad versátil hace que se adapte tanto a guisos como a ensaladas, siendo su consumo más habitual en forma de brotes, crudos o cocinados.

Pero lo que definitivamente ha provocado que me enamore de esta legumbre son sus múltiples beneficios nutricionales, propios de un gigante de la naturaleza y que sin embargo recoge una pequeña y humilde semilla, aunque no me extraña viendo el poder que encierran todas las legumbres en su interior.

¿Qué beneficios tiene su consumo?

Como gran fuente de proteínas, la judía mungo aporta 25 g por cada 100g (30 g si está pelada). Pero, además, es rica en hidratos de carbono de lenta absorción y fibra (16% del peso), ideal para personas con gran actividad física o en etapas de crecimiento. Además, baja el colesterol sanguíneo. Su bajo contenido en sodio y alto en potasio, la hace recomendable para regular la presión arterial. Podemos decir que es un alimento cardiosaludable.

Es una gran fuente de minerales como el hierro, por lo que nos ayudará a prevenir la anemia y a aumentar nuestro sistema inmunitario. Rica en magnesio, fósforo, cobre, calcio y selenio nos aporta salud a los huesos, músculos y sistema nervioso.

Pero por si todo lo anterior os pareciera poco, la naturaleza la doto de un alto contenido en vitamina B que interviene en el metabolismo de los hidratos de carbono y en la producción de energía, abundante ácido fólico, vitamina A, esencial para el buen estado de la piel, dientes y la visión, la coagulante vitamina K, antioxidantes como la E y el betacaroteno.

Os voy a resumir un poco: la judía mungo es la bomba.

Sin comentarios

Añadir un comentario